Monthly Archives: Febrero 2017

07
Feb/2017

OBSERVATORIO TAURINO: De los duelos y quebrantos

170207 RÍE PAYASO blog

Publicado el 7 de febrero de 2016 en la edición impresa de El Correo de Andalucía

El bucle melancólico del cine español invita a comparar las cuentas de las salas de proyección y las del toreo. Mientras tanto, la temporada que vendrá sigue calentando motores y se comentan los éxitos del último fin de semana en tierras americanas

América volvió a ser El Dorado por tres días

El fin de semana de los prodigios ha revalorizado el declinante papel de la América taurina. El foco de la noticia pivotó entre la Santamaría de Bogota y -especialmente- la plaza Monumental de México, que vio llenarse sus tendidos al reclamo de la calidad de los carteles anunciados en las llamadas corridas del Aniversario. Los toreros respondieron haciendo lo mejor saben hacer: torear. Si Garrido indultaba un toro en la capital colombiana, Ponce oficiaba de antologista de sí mismo en la México. Sería el mismo escenario que vería el hermoso duelo de dos personalidades taurinas tan distintas como las de Morante y El Juli. En América triunfó el toreo este fin de semana. Viva la Fiesta.

Los carteles de Valencia ya están en la calle

La presentación oficial del ciclo valenciano espolea el año taurino. Es el trompetazo definitivo que anuncia que esto ya está aquí. En los carteles desvelados por el locuaz productor de arte -léase Simón Casas- hay de todo, como en botica. ¿Sobran algunos? rotundamente; sabemos quién son. ¿Faltan otros? Apuesten a que sí. El nombre de Morante de la Puebla -si hablamos de la clase alta del escalafón- es el que más brilla por su ausencia en un ciclo falto de remate. Seamos sinceros: no hay un solo cartel redondeado aunque se aplauden ciertas concesiones al futuro, como la inclusión del novísimo Álvaro Lorenzo, un tapado que puede sorprender. En el capítulo de novedades también se echa especialmente en falta el nombre de José Garrido que ha reafirmado sus serias opciones de futuro indultando ese toro de  Mondoñedo en la Santamaría de Bogotá. La nota más feliz de las Fallas es, quién lo duda, la ansiada reaparición de Escribano que, dicen, podría optar al puesto libre que habría dejado el propio Garrido en el preconizado mano a mano con Curro Díaz para el Domingo de Resurrección madrileño. Serían los efectos colaterales de una ausencia -la del extremeño- que ha escocido. Haremos la prueba del algodón: ¿Qué pensarían ustedes si esos carteles valencianos se anunciaran en la yema de la Feria de Abril? Pues eso mismo, ni más ni menos.

De los cómicos lacrimosos y el IVA del toreo

Nada que no sepan: la interminable gala de los premios Goya se convirtió en una pasarela de lamentos y reivindicaciones de la tropa del celuloide. El tema ya está muy visto y cansa. Tantas lágrimas y peticiones de ayudas llegaron a empachar al personal que mira a su carterita a fin de mes. El caso es que el paciente ministro de Cultura -emulando al santo Job- tuvo que escuchar no pocas cifras y letras que querían poner en valor la industria cinematográfica española como una fuente de riqueza que podríamos matizar. Se habló de los cientos de películas que se ruedan, del IVA que generan, del que soportan, de las escasas subvenciones que reciben y el dinerito que aportan… Eso está muy bien, amiguetes, pero también podrían haber hablado de las películas que se estrenan sin un mísero espectador. No seguiremos por ahí pero sí haremos un repaso a las cifras sin perder de vista el toreo. El estudio es de 2014: el toro aportó entonces 45 millones al estado en concepto de IVA procedente de la recaudación de las taquillas de las plazas. Ojo, la cifra superó en un 62,4% al mismo impuesto aportado por las salas de proyección aunque el IVA recaudado por todas las actividades económicas que rodean al espectáculo taurino podría rozar los 140 millones de euros. En la inevitable gala del pasado jueves los cómicos denunciaron que sólo recibían 30 millones de euros en ayuda. El toro recibe un cero pelotero: sólo los 30.000 euros del Premio Nacional de Tauromaquia. Traduciendo: el cine se lleva 1.835 veces más dinero y recauda en taquilla tres veces menos. Que se vayan con el llanto a otra parte.